Salud
Publicado el julio 26, 2022

Descubren qué podría causar la hepatitis infantil aguda, registrada en 35 países

Un grupo de médicos del Reino Unido reveló que el recién aumento de casos de hepatitis en niños puede ser ocasionado por la presencia de dos agentes infecciosos, el virus adenoasociado 2 (AAV2) y el adenovirus (HAdV), por lo que queda descartada la probabilidad de una infección por SARS-CoV-2, informó este lunes la Universidad de Glasgow (Escocia).

De acuerdo con los responsables de la investigación, publicada por el servicio de preimpresión MedRxiv, el pasado mes de abril se detectó en Escocia un brote de hepatitis infantil aguda de origen desconocido. 

Desde ese momento, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha contabilizado 1.010 casos sospechosos en 35 países, incluyendo 22 muertes, y se han practicado 46 trasplantes de hígado.

La mayoría de los 268 casos reportados en el Reino Unido eran niños menores de cinco años. Asimismo, de los 189 pacientes que fueron hospitalizados, 74 requirieron ser ingresados a la unidad de cuidados intensivos y 12 necesitaron un trasplante de hígado. 

Los funcionarios de Salud creían anteriormente que el aumento de las infecciones era causado por un adenovirus, ya que fue encontrado en las muestras de niños afectados por la enfermedad hepática.

Ante esta situación, se realizaron dos estudios de manera independiente y simultáneos por investigadores de instituciones científicas de Escocia e Inglaterra con el propósito de encontrar las causas de la infección. 

El equipo escocés realizó una secuenciación de próxima generación, así como un análisis de reacción de cadena de polimerasa (PCR) en tiempo real. 

Durante el estudio, descubrieron la presencia del AAV2, que es miembro de la familia de los parvovirus, tanto en la sangre como en el hígado de nueve niños infectados. En el caso del grupo de control, que estuvo integrado por 58 pacientes, no se encontró indicios del AAV2.  

Al mismo tiempo, los científicos ingleses estudiaron muestras de hígado y sangre de 28 menores con hepatitis, identificando el AAV2 en 16 de estos. 

Las muestras fueron comparadas con 132 controles de pacientes inmunocomprometidos (sistema inmunitario bajo) y inmunocompetentes (sistema inmunitario normal). Además, la secuenciación de ARN confirmó que el AAV2 se estaba replicando en el hígado de los pacientes con hepatitis. 

En ambos estudios se descartó que el SARS-cov-2 sea el responsable de provocar la enfermedad hepática.

Fuente: RT Actualidad